Regina Ziraldo

Regina_Ziraldo_perfil2 - Regina Ziraldo.jpg

Nace en Rosario en 1981, pero también habitó un pueblo. A fines de los 90 ingresa en la facultad de Bellas Arte y comienza a circular por talleres de arte donde establece contacto con maestros y artistas que generaron en su práctica un interés particular por el grabado. Desde entonces y en su propio taller el trabajo diario se transformó en una instancia de formación permanente. Participó en numerosas muestras colectivas. El LVI Salón de Artes Plásticas Manuel Belgrano fue su primera experiencia en el circuito.

En 2019 participó de la Bienal Internacional de Grabado y Arte Impreso (Córdoba-Argentina). Realizó arte de tapa para colección "Ensayos críticos" -Editorial Beatriz Viterbo.

En 2021 participa de la II Bienal Nacional de Grabado de Mercedes, del X Salón Pequeño formato Universidad Nacional de Rosario, del 10° Salón de artes visuales de la provincia de La Pampa y su proyecto es seleccionado para la "Feria de arte impreso y editoriales", Rosario.

Continúa hasta la fecha dando clases de Arte y Grabado contemporáneo en la ciudad de Rosario.

Statement

Toda obra de arte es una declaración del artista en un lenguaje único. Traducir este lenguaje es sólo una aproximación. Cada una de mis obras tiene su particularidad plástica, pero en líneas generales coexiste en todas ellas la relación entre imágenes urbanas, cotidianas, que suelo pisar y luego hallar, en mi relato, sus significados. Trabajo gráficamente datos del espacio que me rodea. Encuentro en el grabado un modo de creación que me permite registrar marcas construidas por materiales que descubro en geografías abiertas y cajas cerradas, las cuales establecen una constante visual en mi obra. Piedra, metal, tela, cartón, entre otros, se imprimen y transmiten sus formas para habitar el surco que logra la presión de la prensa en todo soporte. Casi siempre, papel. Intento desde el grabado una práctica experimental sostenida por principios tradicionales para lograr una imagen más contemporánea. En su mayoría, mis obras son despojadas y silenciosas porque evocan vacíos paisajes del recuerdo mientras algunas ceden lugar al ruido, al simbolismo del presente. Vislumbres de lo cotidiano y registros de la memoria colectiva encuentran en mi práctica su representación. Actualmente, complemento mi producción con imágenes fotográficas procesadas a través de técnicas más contemporáneas. Intervienen siempre la prensa, la tinta y el gesto del impulso.